14.11.18

CUÉNTALO DE LAURIE HALSE ANDERSON Y EMILY CARROLL

Título: Cuéntalo | Autoras: Laurie Halse Anderson y Emily Carroll | Traducción: Natalia Mosquera | Editorial: La Cúpula | Precio: 26'50€

Una de las dibujantes que más me influencia a la hora de yo misma intentar crear algo es Emily Carroll, y cuando supe que La Cúpula traía Cuéntalo a España, me emocioné. Si soy sincera no tenía ni la más mínima idea del planteamiento de esta historia, ni de sus antecedentes. Porque Cuéntalo es una historia que escribió hace unos cuantos años Laurie Halse Anderson, historia que ha sido publicada en forma de novela (Cuando Los Arboles Hablen, editorial SM, 1999) y en forma de adaptación cinematográfica, con Kristen Stewart en el papel protagonista (Speak, 2004), aunque esta última no ha llegado a estos lares. Y como me jode, que yo adoro a Stewart, y ahora con el plus añadido de conocer la historia de la que habla, que es simplemente, cruda y real.

Escribí la versión original de Cuéntalo (Speak) a finales de los noventa, antes de Internet, los teléfonos móviles y el impresionante fenómeno de las novelas gráficas. La escribí para combatir la depresión y la ansiedad que me perseguían desde que fui violada a los trece años.

Esta es la primera parte del pequeño prólogo que Anderson añade a esta versión. Porque de esto trata esta historia, de una violación y del sufrimiento de su víctima. Y el título ya debería dar pistas suficientes. Pero desde un principio, si no llega a ser por esto, podríamos no tener claro a qué nos enfrentamos. En Cuéntalo se presenta a una protagonista que comienza su primer día de clase en el instituto, totalmente marginada y abandonada por los que consideraba sus amigos, ahora es una paria, objeto de acoso escolar. Melinda no solo ha vivido algo totalmente trágico si no que además, está cargando con la culpa de su autodefensa, nadie sabe que pasó pero todos han decidido juzgarla. Según avanza el día, se ven las clases a las que Melinda asiste, siendo la más complicada pero a la vez interesante la de Arte, donde un profesor especialmente apasionado le entrega un papel a cada uno en el que viene una palabra que tienen que interpretar como proyecto final del curso. La de Melinda es árbol, y a lo largo del año Melinda se frustrará con este proyecto, porque refleja mucho más de lo que desearía y a la vez, es incapaz de mostrar.


Cuéntalo es una historia en la que empezamos casi a ciegas, podemos hacernos una idea del suceso que rompió a Melinda pero no es hasta que avanzan las páginas que se nos revela con detalles lo que sucedió. Y aunque supiéramos de antemano de qué se trataba exactamente, eso no hace la revelación menos impactante, menos dura. Menos real. Son cosas que suceden todos los días en todas partes del mundo. Y la tendencia de convertir a la víctima en una paria, aún si saber qué es lo que ocurrió exactamente, es demasiado habitual. Por eso el título. Por eso cuéntalo. Esta obra es una de esas que deberían ser leídas en todos los centros escolares, tanto por alumnos como por profesores, y no digamos padres. Es muy difícil reconocer las señales si no estás dispuesta a verlas. Y si a tu hijo, alumno o compañero le pasa algo, está diferente, en vez de culparle o de acabar de destrozarlo, pregunta, acércate, o simplemente, no te alejes. Pero la psicología humana es complicada, y las relaciones sociales también. Algo malo pasa para que la gente que te quería ayer, hoy te de la espalda, sin ningún motivo de peso, sin nada que sea tu culpa. Y más cuando eres adolescente. Se había de los pocos recursos para superar un trauma de este calibre, de sororidad y de como el arte puede ayudar a sanar, ya que gracias al proyecto de arte, podrá canalizar sus sentimientos y asimilar lo que le ocurrió.

Emily Carroll lleva a las viñetas esta historia de manera impecable, utiliza recursos que recuerdan a sus historias de terror de Cruzando El Bosque pero esta vez llevadas a un terror más cotidiano. Metáforas visuales y una escala de grises escogida que no podría irle mejor a esta historia. El blanco y negro hace que nos introduzcamos más en la mente de Melinda, donde nada tiene color. No se cual habrá sido el motivo de la elección del blanco y negro en esta obra, pero a mi desde luego me transmite opresión, tristeza, incomprensión. Es como estar en el fondo de un pozo del que muchas manos tiran para que no puedas salir. Simplemente recurriendo al gris, todas esas emociones se han desencadenado mientras leía, un extra a una historia ya difícil de digerir.

Cuéntalo es algo más que un coming of age,  es una declaración de intenciones, un mensaje al mundo y una idea clara. Cuéntalo, no estás sola.




No hay comentarios

Publicar un comentario

Design by Winter Studio © 2015.