24.7.15

A Silent Voice de Yoshitoki Oima


Leí mi primer manga con unos 10 años y durante una larga temporada estuve completamente obsesionada con ello. Despreciaba cualquier otro tipo de tebeo y juraba que jamás dejaría de leer manga. Con el tiempo, dejé el hobby aparcado totalmente. Al paso de los años, volví a las historietas, pero esta vez, desencantada con el manga que se publicaba en España, me pasé al americano y al europeo. Y cuando mi mejor amiga me recomendó a Inio Asano, mis pies volvieron lentamente al camino que abandoné hacía tanto tiempo, esta vez en busca de slice of life de ese que te remueve por dentro. Y gracias a todo esto di con Milky Way, y en consecuencia, con su corto pero contundente catálogo, siendo el que vengo a reseñar hoy parte del mismo. A Silent Voice o en japonés, Koe No Katachi es un manga de siete tomos que empezó como one shot en su país natal pero al ver que daba de si, se decidió desarrollar una historia más larga a partir de él. Y gracias doy.

Shoya Ishida es un chaval de sexto curso que disfruta metiéndose en líos y haciendo todo tipo de trastadas. Tirarse al río o pegar al chaval que le ha robado las zapatillas para después recibir una paliza de su hermano mayor son solo dos ejemplos de lo que el llama pruebas de valor. Un día, una chica llamada Shoko Nishimiya llega transferida desde otro colegio, con la particularidad de que es sorda. Shoya ni la entiende ni hace nada por entenderla. Prácticamente la ve como un extraterrestre, le molesta su existencia y decide usarla como juguete, y al comprobar que ella ni se enfada ni se defiende, se cabrea más y le hace más perrerías, intentando ver dónde está el límite de la chica. Pero no es Shoya el único que le complica la vida a Shoko: todos sus compañeros de clase participan en el acoso, incluso en cierto modo el propio profesor de la clase, pero a la hora de enfrentarse a las consecuencias él es el único que da la cara, consiguiendo que todos sus compañeros le den la espalda, negando que ellos participaran en el acoso. Años después, Shoya está solo y decide buscar a Nishimiya para disculparse. A grandes rasgos así arranca la historia, ya que el primer tomo es un gran flashback en el que se nos muestran todos estos eventos.


Hay varios factores a tener en cuenta a la hora de valorar este manga, y es que no trata el tema del acoso escolar de manera romántica ni mucho menos. Aunque está claro que el romance va a existir, nadie ignora el hecho de que Shoya ha sido un capullo y que lo que le ha hecho a Shoko no tiene perdón. Shoya es consciente de que ha sido un cabrón y de que no se merece el perdón de Nimishiya, por mucho que él quiera conocerla mejor, y la autora no hace que sintamos compasión por él, pero si que logra meternos en su cabeza. No vamos a encontrarnos una relación enfermiza tipo After, ni van a ponernos una venda sobre los ojos y fingir que aquí no ha pasado nada, y así debe ser. Ambos aprenderán a conocerse, y desde ese momento Shoya podrá dejar atrás sus prejuicios y su aislamiento autoimpuesto.

Además, a la hora de realizar este manga, la autora contó con la ayuda y la aprobación de la Federación Japonesa de Sordos: muchas de las cosas que pasan en el cómic son experiencias de los propios miembros de dicha federación.

Es un tema peliagudo y realmente, aunque yo no sea sorda, si que he sufrido acoso escolar y se perfectamente que sería incapaz de actuar como Shoko. Sin embargo, hasta este momento no hemos visto mucho de ella, así que será interesante profundizar más en su punto de vista de las cosas que le han sucedido.

El dibujo es simple, fondos vacíos, sin exceso de tramas, con un entintado correcto, las proporciones a veces se le van de las manos a la autora... pero funciona y personalmente, me gusta. La edición española es preciosa y el formato para algunos puede ser demasiado pequeño pero a mi me gusta mucho, cómodo y manejable para mis manos minúsculas. Además trae páginas a color, que nunca están de más. Así que no me queda mucho más que deciros. Simplemente si os llama mínimamente la atención y os fiáis de mi criterio, dadle una oportunidad, porque no os va a decepcionar.


8 comentarios:

  1. Me la apunto para los animes que tengo pendientes, gracias por la recomendación!!
    http://diariopelorricen.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  2. Ummmm me interesa! tienes muchos temas que me resultan familiares: sordos, acoso escolar. Y el dibujo simple lo valoro.

    Si quieres otro manga de acoso escolar léete "Life". Es bastante bueno.

    ResponderEliminar
  3. El tema del acoso escolar siempre es un tema difícil de tratar, pero se agradece cuando se plasma en algún libro, manga o lo que sea, porque por desgracia todavía hay gente que piensa que eso son cosas de críos y le restan importancia.

    ¡Un besito!

    ResponderEliminar
  4. A mí el oneshot me encantó. Luego leí la serialización y me dio la impresión de que lo habían prolongado demasiado. No voy a mentir, me gustó mucho, creo que es una joya. Pero hubo capítulos que eran innecesarios para el desarrollo de los personajes. Y el final me decepcionó por motivos que no voy a mencionar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo solo llevo leido lo publicado aqui, tres tomicos nada mas, pero si, me da miedo de que se le vaya un poco de madre la historia a la autora. Eso, mejor no comentes el final que... :P
      Un saludo <3

      Eliminar
  5. No sabía que la historia partía de un one shot xD Curioso :3
    Leí los siete tomos hace un par de meses o así y me encantó la historia *^* como dices, la autora no pretende hacer como que no ha pasado nada y esto está genial, empaticé mucho con Shoya y hubo muchas escenas que me tuvieron con el corazón en un puño, como por ejemplo el final del tomo 5 creo que es, mira... ESE FINAL. VALE. lo pasé mal esperando a que sacaran el siguiente x'D.
    Quizás lo que no me convenció del todo fue el final de la historia, esperaba algo más, pero eso ya es gusto personal, disfruté mucho de la obra en sí ^^
    Muy buena reseña :D
    Besitos <3

    ResponderEliminar
  6. Es un manga genial y que te marca un montón. Aún no me he leído el último tomo, pero después de todo el plot twist y del dramón que se montó en los anteriores... (el 4º fue?). Y de las lágrimas... Bua.

    Otro de Milky Way que está muy bien y va de música es You lie in April (aunque Los dioses mienten, tomo único, también está genial y fue muy impactante). Desde luego a la editorial ya la he fichado como lágrima fácil asegurada. Te recomiendo esos que menciono, si no los has leído ya.

    Yo soy como tú eras: solo leo manga y el resto de estilos los tengo vetados XD Me ha hecho gracia la casualidad de la vida.

    ¡Ah! A silent voice tendrá anime :3

    ResponderEliminar

Design by Winter Studio © 2015.